Juicio Rápido por alcoholemia

Juicio rápido por alcoholemia

El delito de alcoholemia

El delito de alcoholemia está regulado en el artículo 379.2 del Código Penal.

Según dispone este precepto, será considerado autor de un delito de alcoholemia aquella persona que conduzca un vehículo a motor o ciclomotor bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

Asimismo, según establece este artículo del Código Penal, será condenado, en todo caso, aquella persona que conduzca con una tasa de alcohol en aire espirado superior a 0,60 miligramos por litro o con una tasa de alcohol en sangre superior a 1,2 gramos por litro, por cuanto, en estos supuestos, se considera, desde un punto de vista jurídico-penal, que siempre existe una afectación en las facultades psico-físicas durante la conducción.

Las penas que contempla el Código Penal para el delito de alcoholemia, son las siguientes:

1.- Pena de prisión de tres a seis meses, o multa de seis a doce meses, o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días.

2.- Privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.

¿Cómo es un Juicio rápido por alcoholemia?

El Juicio rápido constituye uno de los procedimientos penales que están regulados en la Ley de Enjuciamiento Criminal.

La característica principal de este tipo de procedimiento penal es que la fase de instrucción o de investigación del delito se concentra ante el Juzgado de Guardia correspondiente, una vez recibe el correspondiente atestado por parte de la policía.

De esta manera, según establece el artículo 797.1 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, el Juzgado de Guardia, tras recibir el atestado policial junto con los instrumentos o pruebas que lo acompañen, deberá practicar, en función del caso, y entre otras, las siguientes diligencias con carácter inmediato:

1.- Recabar los antecedentes penales del detenido o persona investigada.

2.- Ordenar la realización de un Informe Médico Forense, en aquellos supuestos en los que resulte necesario.

3.- Tomar declaración a la persona detenida o investigada, así como a los testigos que hayan sido citados por la Policía Judicial.

4.- Cualquier otra diligencia que pueda practicarse durante el servicio de Guardia del Juzgado de Instrucción.

¿Cuánto dura un Juicio rápido por alcoholemia?

Según dispone el artículo 795.1 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, uno de los delitos que puede tramitarse mediante Juicio rápido es el delito de alcoholemia.

En la práctica, la mayoría de delitos de alcoholemia se tramitan mediante Juicio rápido, dado que su instrucción suele resultar sencilla en atención a las actuaciones realizadas previamente por parte de la Policía.

De esta manera, sólo aquellos supuestos de alcoholemia en los que la instrucción puede resultar compleja, se tramitan mediante otro tipo de procedimiento penal denominado Diligencias Previas. Por ejemplo, aquellos casos en los que, además de una conducción en la que se haya constatado un grado de impregnación alcohólica, se haya producido un accidente de circulación.

¿Qué alegar en un Juicio rápido por alcoholemia?

Como en cualquier otro procedimiento penal, resulta esencial contar con un buen abogado penalista en un Juicio rápido por alcoholemia.

Este tipo de procedimientos reúnen varios elementos que hace que la defensa pueda resultar complicada en algunos supuestos, dado que, normalmente, la prueba del grado de ingesta alcohólica ha sido determinado previamente por parte de la Policía mediante la denominada prueba de alcoholemia.

No obstante, una buena defensa penal en Juicios rápidos por alcoholemia requiere que se analicen otras serie de circunstancias, como son, por ejemplo, las siguientes:

1.- Si el etilómetro con el que se ha practicado la prueba de alcoholemia reúne los requisitos legalmente exigidos.

2.- Si existe algún margen de error en el etilómetro que pueda aplicarse al caso concreto y, de esta manera, alegar dicha disminución del grado de impregnación alcohólica determinado por el etilómetro en el procedimiento penal en atención al principio in dubio pro reo.

La conformidad en el Juicio rápido por alcoholemia

En este tipo de delitos, la Ley de Enjuciamiento Criminal también contempla la posibilidad de que la persona denunciada o investigada decida asumir su responsabilidad penal por el delito de alcoholemia, lo que se denomina conformidad.

En este caso, cuando la persona detenida o investigada presta su conformidad ante el Juzgado de Guardia, la Ley de Enjuiciamiento Criminal prevé que las penas a imponer se reduzcan en un tercio.

Abogados especialistas en Juicios rápidos por alcoholemia

En BELMONTE & NIETO. Abogados Penalistas somos abogados especialistas en alcoholemia en Barcelona, lo que nos permite ofrecerle la mejor defensa penal ante cualquier problemática relacionada con este delito.

Si se encuentra en una situación similar a la que hemos descrito en este artículo, puede consultarnos su caso y valoraremos gratuitamente cuáles son las probabilidades de éxito.

La mayor garantía de nuestra profesionalidad y éxito en la defensa penal de nuestros clientes es que hemos sido premiados por el prestigioso directorio internacional BEST LAWYERS en la categoría de mejores abogados penalistas en España.

Nuestros honorarios por la defensa penal en un Juicio rápido por alcoholemia ascienden a 400 Euros.

 

CONSIGA EL MEJOR RESULTADO POSIBLE
GRACIAS A LA MEJOR DEFENSA PENAL


La mayor garantía del éxito en un proceso penal es contar
con una excelente defensa jurídica

Llámenos ahora y le atenderemos inmediatamente
93 343 70 40 / 609 73 58 58 (atención 24 horas)
O, si lo prefiere, pídanos una cita en el despacho y valoraremos su caso de manera gratuita